7.8.17

Animales nocturnos




Título original: Nocturnal animals
Director: Tom Ford
Géneros: Drama, suspenso.
Protagonistas:  Amy Adams, Jake Gyllenhaal, Michael Shannon, Aaron Taylor-Johnson
Fecha:  Dic 2, 2O16
País: U.S.A
Adaptación: Sí.








Susan Morrow (Amy Adams) es una galerista de Los Ángeles, con una vida privilegiada, casada con Hutton Morrow (Armie Hammer), su segundo marido. Un fin de semana, mientras su marido está en uno de sus demasiado frecuentes viajes de negocios, Susan recibe un paquete en el buzón. El paquete contiene la primera novela de su exmarido Edward Sheffield (Jake Gyllenhaal), del que lleva años sin tener noticias. Como ella siempre fue su mejor crítica, le pide en una nota que lea la novela y que se ponga en contacto con él, ya que se quedará unos días en la ciudad. Susan acepta y se sumerge en la narración. La novela la atrapa de tal manera que se da cuenta de que a su vida le falta algo y empieza a revivir su pasado y cuestionarse su futuro. 



¿Por dónde se comienza a hablar sobre algo que te ha dejado sin palabras, en el buen sentido?

Es la primera vez que veo una de las películas producidas o dirigidas por Tom Ford, de hecho debo ser honesta, hasta ahora caigo en la cuenta que el mismo genio detrás de muchas de las prendas de moda que tanto me gustan, es igualmente un genio al mando de una producción cinematográfica, y hoy debo decir con toda la sinceridad que me cabe, que me ha dejado con la boca cerrada. 



Todo en Nocturnal animals fue impecable, y cuando digo todo, hago referencia desde el cast, el soudtrack (Que incluye los sonidos no "Musicales"), el tiempo, planos, hasta, la fotografía, todo fue un conjunto exacto y muy bien organizado que finalizaron en una simple obra maestra, estoy impresionada. 

Desde el minuto 0 en el que te muestran a una mujer bastante "Gastada" bailando con solo sus zapatos, un sombrero de circo, unas varilla de chispas y un maquillaje algo tosco, y la intercalan con otras más, quedas impresionado y con la curiosidad de saber que te dará la película, porque si algo te impacta desde el inicio, es probable que se mantenga, empeore, o, como ocurrió en este caso, simplemente mejore muchísimo más. 




Lo más curioso y complejo de esta entrega es el como juntan dos historias ficticias, la de Susan, la protagonista, que al leer el libro que su ex-esposo, Edward, le envía, nos introduce en el mundo de Tony, un hombre que pierde a su familia de una manera incalculablemente devastadora, y que lo sume en un dolor que traspasa mucho más que la pena moral, lo consume, y con la ayuda del detective al mando de su caso, y muy pocas pistas, como ayuda del resto del cuerpo policial, deben buscar la manera de lograr que la muerte de ambas mujeres, no quede impune. 

Si hay algo fuerte en esta historia, además del como muestran los problemas de la sociedad elitista en contraste con los sueños de las personas, que se ven turbados por la realidad de supervivencia, obligando al ser humano a elegir la estabilidad por encima de la felicidad (Esta es la historia fuera de la historia) Es el como muestran los momentos crueles, violentos y duros, de una forma artística, el como sin ver exactamente lo que ocurrió, solo para luego confirmarlo sin llegar al morbo y la insensibilidad. 


Y ambas historias te lo enseñan, te transportan a la piel de cada personaje, te hacen estremecer ante su dolor, su soledad, su desconcierto, su inestabilidad, miedos, dudas, todo eso lo logran sentir en carne propia durante las casi dos horas de duración, al punto de querer en momentos detener la película, tal cual quisieras detener tu vida cuando sabes que algo no va a salir bien, solo para respirar un segundo y luego seguir, o, más drásticamente, dar avanzar en x30, lo más rápido posible para no sentir el dolor real, pero, tal como si te ves una película en una sala de cine, donde no puedes detener, avanzar o recortar un filme a tu antojo, así es como tampoco puedes detener las cosas malas cuando ya son inevitables, y así tal cual me sentí viendo y sintiendo Animales nocturnos. 

Las actuaciones fueron simplemente perfectas, no encontré ni un solo error, ni un segundo en que los personajes no fueran ellos, el cambio de ser de la Susan joven con la Susan casada con el hombre que ama, la mujer que luego se convierte en lo que menos deseaba, un reflejo de su madre, solo para luego dejar salir a momentos a esa Susan que ama el arte desde el primer momento y que aún es sensible como la estudiante de Yale. Y Jake G, me dejó con la boca abierta al llevar tan bien a sus dos personajes, porque Tony y Edward son diferentes pero parecidos al mismo tiempo, y no pude evitar entrar y entender su dolor aún sin haberlo vivido, me dolió cada segundo en el que lo vi en escena, fue simplemente magnífico. 


Recomendaría esta película a aquellas personas que buscan más que solo pasar un fin de semana aburridos viendo lo primero que les caiga para entretenerse, porque este filme definitivamente es más que solo entretenimiento, es arte, es dolor, es la búsqueda de las personas por su ser interior, y es el amor que tenemos hacia alguien al punto de volverle nuestra inspiración, o nuestra motivación por evitar su dolor, o, al final, vengar su sufrimiento en la búsqueda por detener nuestro propio dolor. 

Las escenas finales nos muestran exactamente eso, la liberación, así como la expectativa, y la necesidad de llenar nuestros vacíos y culpas. 





🐼🐼🐼🐼🐼




¿Ya viste la película? ¡Dame tu opinión!

1 comentario:

  1. Uyy a mi me encanto esta peli tanto Amy como Jake me gustan como actores y Aaron Taylor-Johnson me sorprendió con su actuación :D

    Saludos ♥

    ResponderEliminar